Num.1-2013-Art.2 | Estudio-etnobotánico, de plantas medicinales

image_pdfimage_print

Estudio-etnobotánico, de plantas medicinales

Mayra Ximena Pozo
Estudiante FICAYA / Agropecuaria
maitap83@hotmail.com

El trabajo realizado en Mojanda y Pucará sobre la utilización de especies vegetales con propiedades medicinales revela que sus habitantes conocen y utilizan 101 especies que pertenecen a 46 familias botánicas. Entre los usos más comunes están el tratamiento de enfermedades estomacales, enfermedades respiratorias, hepático-renales, bucales y vernáculas, entre las que se menciona el mal de ojo, mal aire y espanto.

Fotografía: Mayra Pozo

Fotografía: Mayra Pozo

En los últimos años la Etnobotánica se ha convertido en una ciencia de gran importancia para el ser humano, como base del conocimiento sobre los usos tradicionales de las plantas y por ser fuente de información, de consulta obligada, para realizar planes realistas de desarrollo sostenible en regiones habitadas por culturas humanas indígenas y tradicionales.

Es por ello que este estudio se centra en recoger ese valioso bagaje cultural existente en una zona de nuestro país. Ecuador se caracteriza, a nivel mundial, por una inmensa riqueza florística, poco conocida y que, además, se encuentra amenazada. Según algunos especialistas, se estima que es el país que tiene más especies de plantas por unidad de superficie que cualquier otro país de América del Sur (15 000 especies en alrededor de 256 000 Km²). Por tal razón puede deducirse que la diversidad de plantas medicinales en la zona es alta. La diversidad vegetal presente en las diferentes zonas climáticas, ha permitido a sus habitantes principalmente del área rural, identificar y aprovechar las cualidades terapéuticas que muchas plantas poseen.

Tradicionalmente los habitantes de las comunidades, han conocido las cualidades curativas que presentan ciertas especies vegetales que se desarrollan naturalmente en el campo. Además, en muchos casos las familias campesinas cultivan plantas medicinales en sus huertos familiares y han aprendido a utilizarlas para hacer infusiones y aplicarlas en cataplasmas a base de extractos de plantas y raíces que utilizan para curar diversas dolencias.

Problemática

Muchas de estas prácticas se han perdido por la falta de interés de las nuevas generaciones que buscan un sistema de salud más rápido con la utilización de productos farmacéutico o simplemente la automedicación que causa problemas mucho más graves para la salud de toda la población.
Las actividades agrícolas y ganaderas han ocasionado el descuido del uso de estas especies, al no conocer el manejó correcto del material vegetal para que éste se convierta en un cultivo rentable.

Lo urgente

Realizar investigaciones en relación a la diversidad y abundancia de plantas con propiedades medicinales observadas en las dos comunidades rurales como a nivel de centros urbanos, considerando como un aspecto relevante, para poder así obtener información detallada y real respecto del valor de uso que comunidades o grupos étnicos establecen para cada especies, las cuales podrían entrar al servicio de la sociedad.
Implementar la creación de jardines botánicos, de conservación, para de esta manera preservar la riqueza de especies con utilidad medicinal a favor de las futuras generaciones.

Uno de los mayores retos es la conservación de especies.

A continuación presentamos un poco de la guía de plantas medicinales de la Comunidad de Mojanda y Pucará, en la provincia de Imbabura.

Fotografía: Mayra Pozo

Fotografía: Mayra Pozo

La Guía de Plantas Medicinales cuenta con información de 101 especies vegetales con propiedades medicinales y los usos directos y reales que les dan los habitantes de las comunidades. De esta manera se busca incentivar a la conservación del medio donde se desarrollan y a su utilización adecuada.

La Guía que se pone a consideración de la comunidad, ha sido elaborada, precisamente, a partir de información directa de las personas mayores, en especial mujeres, depositarias de saberes ancestrales legados por las generaciones a través de la tradición oral.
Ing. Agr. Oswaldo Romero M.

Datos curiosos:

1. La utilización de especies con propiedades medicinales es muy alta en las dos comunidades.
2. La mujer es la responsable de la salud familiar.
3. El uso y conocimiento de las especies medicinales se relaciona con la edad, principalmente adultos mayores de 61 años.
4. En las dos comunidades el mayor número de especies se usan para tratar enfermedades estomacales.
5. Especies nativas e introducidas son utilizadas como medicina en las dos comunidades.